jueves, 13 de enero de 2011

Gólgota Picnic. La ofensa permanente.

 
El cinismo y la hipocresía son características consustanciales al sistema que padecemos. Los diversos beneficiarios y paniaguados de la gilicracia parlamentaria hacen grandes aspavientos repitiendo a todas horas su cansina cantinela sobre la tolerancia, el respeto y demás monsergas, mientras desmienten a diario estos eslóganes con su sectarismo y su vileza.
El atacar de la forma más insultante y soez posible a la religión católica se ha convertido en una suerte de reválida de progresismo, imprescindible para acceder a las jugosas mamandurrias, subvenciones y prebendas que la jauría zapateresca roba de nuestros bolsillos y reparte entre sus lamelibranquios. La enésima ofensa a la religión de la mayoría de los españoles la ha escretado esta sabandija que responde al nombre de Rodrigo García. 
Desde estas páginas hacemos votos para que la obra de este hijo de mil padres tenga la efusiva respuesta que sin duda merece. También queremos animar al hideputa en cuestión a que luzca su talento creativo haciendo una obra sobre Mahoma o sobre el dios de los judíos, Yahvé, aunque nos tememos que, como la práctica totalidad de la fauna progre, padezca de un déficit de testiculina para lo primero y de un exceso de apego al dinero para lo segundo.